Nombre proyectoReconstrucción de escuelas tras el terremoto en Nepal
Población beneficiariaPoblación damnificada tras los terremotos en abril y mayo de 2015 en Nepal
Fecha de inicio27/04/2015
Duración24 meses
Importe Total19.515,05 €

El terremoto de intensidad 7,8 grados en la escala Richter que asoló Nepal el pasado sábado 25 de abril, ha dejado más de 3.700 muertos y 6.500 heridos en el país asiático. En las últimas horas se han producido varias réplicas y la cifra de víctimas sigue aumentando. Y se produjo un nuevo gran sismo el 12 de mayo, dejando aún más asolada a la población. Katmandú es la más afectada, con un gran número de fallecidos y heridos.

Las obras de las cuatro presencias salesianas sólo han sufrido pequeños daños materiales y por ello los misioneros se  han volcado desde el principio en ayudar a la población que lo ha perdido todo. El equipo de Don Bosco está respondiendo a los problemas tras el terremoto con refugio y alimento a las personas heridas y a las que han perdido sus casas.

Se ha transportado alimentos, artículos de primera necesidad, lonas para construir refugios provisionales, distribuyéndose entre la población de Tulosilvari Gorkha, Kavre, Mamti, Lalitpur, Khokna, Bhugmati, Lele, Lubhu, Bista Gaun, Gampe Dhada, Dhami Gaun, Dhada Gaun, Lache Bharamyani, estas localidades han sido principalmente donde se han concentrado las primeras labores de emergencia y asistencia. El equipo de emergencia, con la ayuda de profesores y la población, está trabajando con las personas que están más traumatizadas por la catástrofe. Los esfuerzos del equipo de Don Bosco está siendo muy apreciado y valorado por la población, ya que muchas de ellas no han tenido otro tipo de ayuda. Durante nuestra evaluación diaria y planificación de cada día, muchos de los miembros han comentado la serenidad de las víctimas a pesar de la tragedia y de su voluntad para compartir lo poco que tienen con los demás.

Actualmente las labores de emergencia se han dado por finalizadas prácticamente y comienzan las tareas de reconstrucción para tratar de ayudar a la población a la vuelta a la normalidad. La prioridad de los salesianos serán la infancia, la juventud y la educación, para la reconstrucción de aulas y escuelas. En algunos lugares, las escuelas han perdido sólo algunas aulas, hundidas o demasiado peligrosas para ser utilizadas. En otros distritos, se han derrumbado o se han convertido en totalmente inseguras. Los salesianos han recibido solicitudes oficiales de varios funcionarios de educación del Distrito para su reconstrucción.

El objetivo será la reconstrucción de al menos 40 escuelas (60, si se consiguen suficientes fondos para eso). El plazo fijado para completar todas las escuelas es de cuatro a seis meses después del final de los monzones. Esto debería ser posible, ya que todas las escuelas son comparativamente pequeños – de 7 a 14 habitaciones, aseos y una cocina.

En cada pueblo se formará un comité de reconstrucción de escuelas. Este comité movilizará a las aldeanas y aldeanos para contribuir tanto como sea posible en efectivo, materiales locales y mano de obra. Esto ayudará a construir un sentido de propiedad de la escuela en el pueblo, que también se implique con el cuidado de la escuela a largo plazo.

Los salesianos no quieren solo reconstruir las estructuras físicas. También se quiere mejorar la calidad de la educación impartida a través de estas escuelas públicas o gubernamentales. Se trabajará en programas de orientación para los profesores, ayudar a los/las estudiantes directamente a través de la terapia para superar el trauma, programas de habilidades para la vida, etc.

Varias ONG han pedido ayuda para formar a los hombres y mujeres jóvenes con las habilidades necesarias para materializar la reconstrucción. Se podrá dar alojamiento a 80 alumnos y alumnas a la vez, para que, finalizados los monzones, se contará con el personal necesario con conocimientos en soldadura, carpintería, albañilería y fabricación.

Los salesianos seguirán colaborando con el gobierno de Nepal, así como con otros grupos religiosos, ONG no religiosas extranjeras y locales, para coordinarse, y no duplicar el trabajo.

  • Donativos particulares y anónimos: 1.334,48 €
  • Casa Salesiana de Cádiz: 6.361,05 €
  • Casa Salesiana de Granada: 1.939,32 €
  • Casa Salesiana de Morón: 153,57 €
  • Casa Salesiana de Palma del Río: 550,50 €
  • Casa Salesiana de Pozoblanco: 4.519,61 €
  • Casa Salesiana de Triana: 3.156,52 €
  • Asociación Movimiento de Ayuda a las Misiones: 1.500,00 €

Necesitamos

19.515,05 €

Aún nos hace falta...

¡CONSEGUIDO!